lunes, 5 de noviembre de 2018

7 estrategias de ahorro que mejorarán tu vida más allá del dinero

Una buena estrategia de ahorro no solo puede servir para mejorar tu situación financiera, también pueden ayudarte a tener una vida más fácil y saludable. Hoy te traemos 7 estrategias de ahorro que tendrán un impacto positivo en tu vida más allá del dinero.

El mero hecho de poner tus finanzas en orden y empezar a ahorrar dinero debería mejorar tu vida, ya que liberarte del estrés que genera tener problemas económicos te dará una tranquilidad inigualable.


No obstante, algunas estrategias de ahorro también pueden mejorar tu vida más allá del dinero. Se tratan de aquellos hábitos que adoptamos para gestionar mejor nuestro dinero, pero que acaban teniendo un impacto también en otros ámbitos de nuestra vida.

Ser consciente de este cambio puede motivarnos a ahorrar y dejar de concebirlo como un sacrificio, para empezar a verlo como una recompensa. Veamos de qué manera distintas estrategias de ahorro pueden tener un impacto positivo en nuestra vida en general.

Comprar bombillas LED: No solo te ayudará a ahorrar en la factura de la luz, sino que además te ahorrarás tener que cambiar las bombillas cada poco tiempo. Ahorrar tiempo es más valioso incluso que ahorrar dinero. Además, le estarás haciendo un favor al medio ambiente.

Preparar tuppers para toda la semana: Planear tu menú semanal, ponerte a preparar tuppers y congelar comida los domingos te ayudará a ahorrar ya que evitarás el malgasto de comida. Además, también podrás aprovechar mejor descuentos, comprando productos en oferta y 2×1, y sacar el máximo partido a todos los alimentos. Así, también evitarás caer en la tentación de comer fuera o pedir comida a domicilio, ya que la solución más inmediata estará en tu nevera. Pero ante todo, está la comodidad: no tener que pensar en qué comer tras volver a casa tras un largo día de trabajo es un verdadero alivio, y te ayudará también a controlar tu dieta y tener una alimentación más saludable.

Desayunar avena: Se trata de un desayuno muy económico, pero no solo eso: también es muy energético. Desayunar avena todos los días supondrá un alivio para tu bolsillo, y también para tu cuerpo y mente.

Hacer actividades al aire libre: Si eres de los que se gasta todo su dinero en actividades de ocio, te ayudará empezar a buscar actividades gratuitas al aire libre. Ya sea ir a explorar los distintos parques de tu ciudad o irte al monte a hacer una ruta de senderismo. Hay cientos de planes gratis y divertidos. Pero lo mejor es que puedes compaginar actividades gratuitas con actividades sanas como el senderismo que hemos mencionado previamente; respirar aire fresco y hacer algo de actividad física es el mejor remedio al estrés.

Sustituye el coche por la bici: Cuando se traten de viajes cortos, intenta dejarte el coche en casa. Si calculas el dinero que te gastas mensualmente en gasolina probablemente te sorprenderás. En cambio opta por coger la bici (ahora aún más sencillo con la cantidad de compañías con las que puedes coger una bici de alquiler por minutos) y aprovecha para hacer algo de actividad física.

Comprar en tiendas de segunda mano antes: No solo te saldrá más barato, sino que te sorprenderá la cantidad de cosas originales y útiles que puedes encontrar.

Realiza tareas de mantenimiento a tiempo: Llevar tu coche al taller cuando toque una revisión puede suponerte un gran ahorro. Si no cuidamos de las cosas, se estropean antes, y muchas veces el coste para reemplazarlo es mucho mayor que el coste de repararlo a tiempo. Además, tener cosas pendientes genera mucho estrés, aunque no seas consciente de ello. Si sabes que tienes que llevar el coche al taller (por seguir con el mismo ejemplo de antes) e ignoras dicha obligación, inconsciente te estás generando una preocupación y una carga.

Escrito por Christiane Drummond