lunes, 1 de febrero de 2016

¿Se levanta “hecho unos zorros” y con muchísimo sueño? Échele la culpa a Facebook

¿Es de los que echan mano de Facebook (o en su defecto, de cualquier otra plataforma 2.0) para caer en los sueños de Morfeo? ¿No puede despegar los ojos, ni siquiera en la cama, de lo que acontece en las redes sociales? Si es así, tenemos una mala noticia para usted. Según un reciente estudio de la Escuela de Medicina de la Universidad de Pittsburgh, los adultos que invierten mucho tiempo a lo largo del día en los social media están bastante más predispuestos a padecer trastornos relacionados con el sueño. 
En su informe la Universidad de Pittsburgh posó su mirada en un grupo de 1.788 adultos con edades comprendidas entre los 19 y 32 años que invertían una media de 61 horas a la semana en las redes sociales. Y la investigación concluyó que el 30% de esos adultos padecían “elevados niveles de trastornos del sueño”. O lo que es lo mismo, que dormían bastante menos horas de las recomendadas por culpa de su obsesión por Instagram, Facebook o Twitter.
¿Lo peor? Que muchas personas utilizan las redes sociales, la causa de suinsomnio, como “medicina” (o más bien veneno) para intentar curarse de sus trastornos del sueño.

“Las dificultades a la hora de conciliar el sueño pueden llevar a un uso más intenso de las redes sociales y eso puede degenerar en aún más problemas de sueño”, explica Jessica C. Levenson, una de las autoras del estudio.
Que un informe científico alerte del potencial efecto nocivo de las redes sociales en nuestros patrones de sueño no es quizás motivo suficiente para cortar por lo sano con ellas, pero inevitablemente da que pensar. ¿No estaremos arruinando nuestra vida (y nuestro sueño) por culpa de Facebook y compañía?